Cómo elegir el perro ideal para tu hogar

Cómo elegir el perro ideal para tu hogar

Llevar un perro a casa es una gran responsabilidad. Es por eso que se impone la necesidad de que te sientas plenamente seguro con la decisión, y además tomes las debidas precauciones a la hora de hacer tu elección.

Al elegir tu can es preciso que tengas en cuenta diversos factores. Aspectos como: la familia, el espacio y el estilo de vida, son relevantes al optar por un amiguito peludo. Debes asegurarte de que tus condiciones se ajustan a sus necesidades y de que podrás ofrecerle todo lo que necesita.

¿Qué debes analizar al seleccionar tu mascota canina?

Está claro que la tarea de elegir un perro no necesita de precisos cálculos matemáticos, sin embargo, requiere de mucho sentido común si realmente pretendes llevar a casa al compañero ideal. 

Cachorrito o adulto

Antes que nada, el primer aspecto a valorar es sin duda la edad del nuevo integrante. Si decides llevar un cachorro debes estar comprometido con sus visitas regulares al veterinario, las malas noches de adaptación y la necesidad de su entrenamiento.

En caso de un perro adulto el escenario cambia por completo. Ya no tendrás que lidiar con los inconvenientes de la adaptación de un perro cachorrito, pero en cambio tendrás que trabajar en corregir malos hábitos, conseguir que conecte positivamente con toda la familia y convencerlo de que vea a tu casa como su nuevo hogar.

Espacio en el hogar

Es importante que al seleccionar a tu peludo amigo no olvides analizar el espacio del que dispones. En el caso de que tu casa sea grande no hay problemas a la hora de elegir el tamaño de tu perro. Te será posible elegir tanto entre razas pequeñas, como grandes, sin ningún inconveniente.

Si vives en un apartamento pequeño debes limitarte a elegir entre razas pequeñas. En dicha condición lo ideal es que decidas por una raza como la Chihuahua o la Yorkshire terrier, que no precisan de grandes espacios para vivir.

Los perros chicos se adaptan a los pequeños espacios sin dificultad, mientras los perros grandes exigen necesariamente de espacios más abiertos donde puedan gastar su energía. Por otra parte, no olvides que las razas grandes comen más, por lo que requieren un mayor gasto de alimentación.

Cuidados estéticos

Seguramente es de tu conocimiento que existen algunas razas que son populares por su exoticidad. Esas razas exigen de cuidados especiales, siendo necesario hacer gastos regulares para su acicalamiento. ¿Es el tipo de mascota que andas buscando?

También existen razas de perros menos exigentes en ese sentido, y que al igual que todos los perros son excelentes camaradas. La idea es que te decidas por aquella raza que se ajuste mejor a tu estilo de vida y personalidad.

Por ejemplo, un perro de pelo largo requerirá de cepillados diarios y baños frecuentes, mientras que a los de pelo corto será suficiente con bañarlos una vez al mes y cepillarlos semanalmente.

Antecedentes de salud de su linaje

A la hora de escoger el can ideal no pierdas de vista los antecedentes de salud de su linaje. Algunas razas son propensas a determinadas enfermedades y, por tanto, corren el riesgo de desarrollarlas con facilidad.

Antes de hacer tu elección consúltale a un veterinario cuan saludable es la raza de perro que te gusta. Aquellas razas susceptibles a determinados padecimientos requieren visitas regulares al veterinario y con ello un gasto en salud superior. ¿Te decides a asumir tales consecuencias?

Familia y estilo de vida

Uno de los aspectos más importantes al elegir tu perro es su integración con el estilo de vida de la familia. En este apartado deberás tener en cuenta con cuantas personas convives, si hay ancianos o niños, si viajas con frecuencia e incluso si existen otras mascotas.

Partiendo de todo lo anterior podrás deducir el nivel de familiarización que necesita tener el perro que elijas. Por ejemplo, si convives con niños debes asegúrate de que la raza de tu can no sea tan grande y que sea capaz de relacionarse positivamente con ellos. Por otro lado, en caso de que en casa sean muchos, tu perro requerirá cierto nivel de sociabilidad que le permita conectar con todos. De esa manera si necesitas ausentarte por algunos días alguien más podrá asumir el rol de cuidador sin ninguna dificultad. 

En resumen, si cuidas de todos los aspectos anteriores no hay duda de que traerás a casa al perro ideal. A partir de entonces convivirás con un amigo singular que te hará vivir momentos especiales.

Suscríbete para recibir los últimos artículos.

También te puede gustar

Post

Qué hacer cuando ya no puedes tener a tu perro

Post

¿Cómo pasear a tu perro de forma efectiva?

Post

Consejos para evitar la agresividad en tu perro

Post

Ventajas de que tu niño tenga un perro

Post

¿Qué debes hacer si se pierde tu perro?

0 Comentarios

Deja un comentario